El papel del CEO en la era digital

El CEO evalúa el papel de la digitalización como motor de cambio de la organización que la conduzca a ser más productiva y competitiva.

 |   julio 22, 2022
CEO


La transformación digital de las empresas se ha enfocado principalmente en empatizar con el cliente y fortalecer la fuerza de trabajo. Por ello hacen falta soluciones de software que permitan convertir los datos en conocimiento para potenciar la inteligencia empresarial.

  • En medio de este escenario, la función del CEO es fundamental para impulsar, motivar y liderar la compañía para adoptar los procesos, herramientas y conceptos de la era digital.
ARTÍCULO DESTACADO:
Soluciones para crear bebidas alcohólicas diferenciadas
Leer artículo

En ese sentido, hacer un análisis certero y exhaustivo de la situación es el primer paso para que todo líder empresarial pueda tomar las decisiones adecuadas.

Dicho análisis supone concebir que las tecnologías tienen como objetivo mejorar la vida de los consumidores y que no tiene sentido ignorar las herramientas que están a nuestro alcance para que la empresa siga siendo competitiva.

  • Un CEO debe ser consciente de que en el ser humano existe por naturaleza una resistencia al cambio. Eso también ocurre en las organizaciones, ya que las empresas también tienen su zona de confort.

Sin embargo, una mala lectura de la realidad puede conducir a que no se lleven las acciones correctas hoy, lo que tendría consecuencias mañana. Asumir la transformación digital como una oportunidad de cambio y mejora es clave para adelantarnos al futuro y ser más competitivos.

Te puede interesar:  Decisiones acertadas en medio de la incertidumbre económica

funciones del CEO

La función del CEO es fundamental para impulsar, motivar y liderar la compañía para adoptar los procesos de la era digital.

El CEO como impulsor de la digitalización

El CEO debe evaluar el papel de la digitalización como motor de cambio de la organización, que la conduzca a ser más rentable, estable, productiva y competitiva.

Una de las características del futuro es sin duda la incertidumbre. En las dos últimas décadas, el cambio tecnológico ha sido enorme en comparación con las décadas anteriores. Se habla de una cuarta revolución industrial, donde las tecnologías de la automatización cobran protagonismo y en la que es vital dominar las nuevas herramientas que permitan:

  • Entender y conocer al cliente
  • Actuar de forma ágil y rápida
  • Lograr el mayor grado posible de automatización

Lo anterior no es posible sin la transformación digital. Las empresas deben cambiar sus procesos manuales y analógicos por la digitalización y automatización de procesos. No sólo es necesario almacenar los datos de forma digital, o implementar nuevas soluciones de software ERP-CRM adaptadas a las nuevas tecnologías.

También hay que facilitar la adecuada integración del software, utilizando herramientas modulares que nos permitan crecer en todas las direcciones. Ya que uno de los paradigmas de la era digital es la mejora continua y la adaptación constante.

Te puede interesar: Liderazgo consciente: un modelo que fomenta el apoyo y compromiso en las empresas



Autor

Guillermina García

Periodista especializada. Más de 10 años de experiencia en sectores como logística, negocios, industria plástica, tecnologías de la información, industria de alimentos y packaging.


Relacionado

Te podría interesar