4 tipos de bebidas que están refrescando al mercado

El mercado mundial de bebidas evoluciona rápidamente en un marco de alta competencia, lo que impulsa una innovación continua en la presentación del envase y en alternativas que brinden diferentes experiencias de consumo.

 |   noviembre 25, 2021
bebidas


Debido a que las bebidas se caracterizan por sus empaques plásticos, con amplias ventajas por su resistencia, los mismos generan un rechazo por parte de los consumidores contrarios a la proliferación de dicho material de difícil reciclaje.

Ante esa situación, muchas empresas (tanto grandes como pequeñas), están comenzando a inclinarse por utilizar envases diseñados para minimizar el impacto ambiental a partir de materiales totalmente reciclables y de origen sostenible.

Por ejemplo, la conocida firma Diageo, que concentra ocho marcas que representan la base de su negocio a nivel mundial, presentó recientemente la “primera” botella de licor totalmente libre de plástico confeccionada completamente a partir de papel madera de origen sostenible y totalmente reciclable.. Entre sus marcas están:

  • Smirnoff
  • Johnnie Walker
  • Captain Morgan, Baileys
  • J&B
  • Tequila Don Julio
  • Tanqueray
  • Guinness

De igual forma la famosa marca de agua de mesa Evian lanzó una botella totalmente reciclable, incluyendo etiquetas producidas a partir de plásticos 100% con iguales características, lanzamiento que pretende impulsar a la empresa a convertirse en una marca totalmente circular (concepto que asume la implementación de sistemas dinámicos sin un punto final específico para los procesos comerciales en toda la cadena de suministro).

Según dicho criterio los consumidores adhieren a una economía circular por visualizarla no sólo como una forma responsable y sostenible para que las marcas y los minoristas permanezcan en el negocio, sino también porque la consideran conveniente para sí mismos, al garantizar el retorno del producto a la cadena de suministro, ya sea mediante su reciclaje, alquiler o reventa, y con ello un menor nivel de contaminación.

1. Los vinos enlatados, una opción accesible

Si bien los vinos enlatados se han percibido como una opción barata y útil desde su aparición, hoy un número creciente de vinos finos utilizan igualmente dicho envase. De esta forma, el segmento de vino enlatado promete un crecimiento significativo a medida que los consumidores buscan opciones más sostenibles y prácticas.

Así, por ejemplo en Argentina la venta de vino en lata se convirtió en una tendencia que comenzó a fines de 2019, mientras en 2020 ya se registraban más de 10 bodegas ofreciendo opciones enlatadas.

El éxito de este nuevo producto se debe en gran medida a las características de la lata como envase, ya que resulta práctica a la hora de movilizarse con ella, se enfría más rápido, y no presenta peligro que explote en el congelador o freezer.

Debido a que las latas son totalmente reciclables y livianas, esta tendencia presenta ventajas respecto de los sistemas PET (la gran mayoría de las botellas plásticas de bebidas como aguas o gaseosas son de Polietileno Tereftalato) o los denominados “barril de llaves”.

Por esa razón, se han convertido en una opción preferida para los consumidores preocupados por la protección medioambiental, considerando su muy reducida huella de carbono. En consecuencia, se espera un crecimiento global del mercado mundial de vinos enlatados hacia 2027, hasta alcanzar un valor en torno de 155,000 millones de dólares.

Esta situación ha generado un creciente optimismo en el sector vitivinícola que confía en que dicha presentación de vino llegó para quedarse, madurando y creciendo día tras día. Tal confianza se basa en las estimaciones del Instituto Nacional del Vino, que remarca que:

  • En Argentina la comercialización de los mismos superó en 2020 en 83 millones de litros a la registrada en 2019.
  • Mientras que las exportaciones crecieron casi 27%, alcanzando su récord máximo.

Las bodegas esperan en los próximos años un crecimiento continuo de este segmento en el país y en la región de América Latina con motivo del lanzamiento previsto de latas de diversos volúmenes, asociados a etiquetas atractivas para los nuevos demandantes en el mercado.

2. Cerveza artesanal, otro segmento en crecimiento

Dentro del mercado de bebidas producidas por empresas globales altamente concentradas cabe destacar que Coca-Cola prevé incursionar a nivel mundial con una cerveza artesanal, para ello la compañía adquirió la marca brasileña Therezópolis que opera en el sector cervecero desde 1912.

En ocasiones anteriores, Coca-Cola apostó por otras bebidas alcohólicas. Recordemos que ya se estaba adentrando en dicho mercado con una versión de su popular agua mineral Topo Chico en el año 2020. De esta manera, ya buscaba ofrecer Topo Chico Hard Seltzer en “ciudades seleccionadas” de América Latina a finales de dicho año, mientras confirmaba que planeaba ofrecer el producto en Estados Unidos en 2021.

Este proyecto parecería contrario a la política expansiva de Coca-Cola, ya que la cerveza resultó la categoría de bebida alcohólica más perjudicada a nivel mundial en 2020, con una pérdida de volumen de ventas superior al 7%. No obstante, proyecciones de importantes consultoras internacionales indican que a partir de 2021 la demanda de cerveza podría recuperarse 2.5% y proseguiría una trayectoria ascendente durante el periodo previsible (2021-2025).

3. Bebidas innovadoras con beneficios funcionales

La Universidad Nacional del Noreste de Argentina, se encuentra trabajando en aquel país en el desarrollo de un mecanismo para aprovechar los desechos de la industria láctea, buscando crear una bebida frutal “prebiótica” a base de suero de leche y frutas de estación.

Esa idea nació debido a que los pequeños establecimientos eliminaban el suero por no encontrarle un destino rentable apropiado, sin aprovechar las proteínas, minerales, azúcares y otros compuestos nutritivos que el mismo contiene, convirtiéndolo así (involuntariamente) en un gran contaminante del medio ambiente.

La bebida concebida por los técnicos se encuentra fermentada naturalmente con los compuestos nutricionales que componen este producto, mientras que su transformación en una bebida gaseosa ayuda a los microorganismos a mantenerse vivos.

De igual forma, cabe destacar la aparición de “Biba”, el primer alimento bebible a base de proteína vegetal (originada en la “quinoa”, cereal tradicional en el norte del país), desarrollado por un grupo de investigadores nucleados en un consorcio entre el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas” (CONICET), cuatro universidades nacionales y el “Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación”.

Dicha bebida aporta una cuota importante de proteínas, derivando múltiples beneficios nutricionales del grano de la quinoa, uno de los alimentos vegetales que provee todos los aminoácidos esenciales. Asimismo, aporta vitaminas A, D2, E, B12 y calcio, es libre de gluten, sin sacarosa y conservantes añadidos.

4. Bebidas con bajo contenido de alcohol que se alinean con la salud

En la categoría de las bebidas alcohólicas también se han incorporado al mercado local nuevos productos, donde destacan las denominadas “Hard Seltzer”, gasificadas, ligeramente saborizadas, con pocas calorías y una graduación alcohólica inferior al 5%, que se han difundido entre el público que busca una bebida con no afecten el desarrollo de todo tipo de actividades.

De igual forma los creadores de “Hard Fresh” apostaron a una nueva forma de consumo para ocasiones más informales, sustentada en productos naturales en tanto esta bebida no contiene saborizantes artificiales.

En la misma línea se han lanzado con gran éxito diversas cervezas sin contenido de alcohol, que gracias a los avances tecnológicos han alcanzado mayor perfección en sus características, logrando una importante aceptación entre un creciente segmento de consumidores.

Ejemplos de estas tendencias son:

  • La presentación por parte de Stella Artois (el gigante belga de la cerveza, y una de las mayores empresas mundiales en dicho rubro) de su nueva variedad sin alcohol, una cerveza tipo Lager en porrón de 330 ml con un sabor similar a la clásica.
  • Por su parte, Quilmes (la icónica cerveza argentina) lanzó en 2020 una variedad de este segmento con cero alcohol (Quilmes 0.0%, es la primera cerveza con 0,0% de alcohol del país, elaborada con ingredientes 100% naturales y locales), convertida de alguna manera en una sucesora de las cervezas Liberty y Lieber.

Diversos estudios internacionales avalan una demanda creciente de vinos con menor graduación alcohólica, apropiados para su consumo en circunstancias sociales particulares, tendencia que se expande en particular entre consumidores jóvenes.

Algunos ejemplos que se pueden mencionar son:

  • En Argentina se lanzó “CRIOS Chenin Bajo Alcohol”, con una baja graduación alcohólica que se obtiene de forma natural, a expensas de limitar la fermentación, obteniéndose así un vino dulce.
  • La misma bodega, Susana Balbo Wines, también comercializa “Envero”, una bebida sin alcohol a base de uvas, la cual constituye en rigor un refresco natural que nace como una novedosa alternativa para beneficiarse de diversas opciones fruto de los viñedos.

* Las opiniones vertidas son de exclusiva responsabilidad del autor y no comprometen a la institución en la cual se desempeña.

Te puede interesar: La bebida concebida por los técnicos se encuentra fermentada naturalmente con los compuestos nutricionales que componen este producto



Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de Argentina.

Licenciada en Ciencia Política, Graduada del Programa de Capacitación Ejecutiva en Agronegocios.

Relacionado

Te podría interesar