Microbioma intestinal, clave en las futuras pautas nutricionales

La investigación en microbioma intestinal puede informar todos los aspectos de una alimentación saludable y contribuir a prevenir las enfermedades relacionadas con la dieta.

 |   julio 12, 2022
microbioma-intestinal


El microbioma intestinal es clave en la investigación nutricional, pues se prevé que las interacciones con la dieta  contribuyan a la base de los efectos fisiológicos de la dieta. De acuerdo con investigadores de la Universidad de Alberta, Canadá y el University College Cork, Irlanda, las pautas dietéticas podrían mejorarse, modificarse e innovarse en función de los datos sobre las conexiones dieta-microbioma-huésped.

Aunque la microbioma intestinal humana juega un papel esencial en los efectos fisiológicos de la nutrición y la aparición de enfermedades crónicas, las recomendaciones dietéticas en todo el mundo están comenzando a aprovechar los avances científicos en el campo del microbioma.

ARTÍCULO DESTACADO:
Estas son las soluciones que le dan frescura a los productos de panadería
Leer artículo

Según el estudio, los puntos finales centrados en el microbioma deben incorporarse en todos los aspectos de la ciencia de la nutrición. Esto con el objeto de para mejorar la base de evidencia para las pautas dietéticas.  Lo cual puede conducir al desarrollo de productos alimenticios que reduzcan los riesgos de enfermedades crónicas, agregan los científicos.

Te puede interesar: Salud digestiva: la tendencia en alimentación que impulsa el desarrollo de productos

microbioma

La microbiota intestinal humana juega un papel esencial en los efectos fisiológicos de la nutrición y la aparición de enfermedades crónicas.

Asesoramiento dietético uniforme basado en alimentos

La investigación se centró en cómo la microbioma intestinal regula y promueve los efectos fisiológicos de:

  • Compuestos dietéticos
  • Hábitos dietéticos
  • Alimentos específicos

Los científicos descubrieron un alto nivel de consistencia en los consejos dietéticos nacionales basados ​​en alimentos de varios países con diferentes patrones dietéticos. Otras plataformas nutricionales destacadas están de acuerdo con estas recomendaciones. Como la Comisión EAT-Lancet sobre dietas saludables y sistemas alimentarios sostenibles y la Escuela de Salud Pública TH Chan de Harvard.

Una vez que se identificaron las propiedades del microbioma y los taxones que promueven la salud, los investigadores sugirieron que se pueden utilizar métodos nutricionales para atacarlos. Debido a la reacción altamente personalizada de la microbiota intestinal a la dieta, las evaluaciones del microbioma fueron un componente importante de las estrategias de nutrición de precisión. Las cuales se centran en la prevención y el tratamiento de enfermedades crónicas, entre otros aspectos específicos de cada individuo.

Te puede interesar: Los prebióticos podrían ser más benéficos que los probióticos para la microbioma intestinal

microbiota-y-alimentación

Una fuente dietética de ácidos grasos omega 3, es  beneficioso para la salud del corazón y la flora intestinal.

Alimentación y microbioma

La investigación descubrió que todas las pautas dietéticas recomendaban alimentos de plantas integrales como:

  • Frutas
  • Verduras
  • Legumbres
  • Granos integrales
  • Nueces sobre las comidas procesadas con sal añadida
  • Grasas saturadas
  • Azúcar

También, los ingredientes fermentables de los alimentos procesados ​​pueden promover un crecimiento bacteriano excesivo en el intestino delgado y un perfil metabólico y composicional microbiano desfavorable. Además, daña la inmunidad y los sistemas endocrinos.

La evidencia de la capacidad de los cereales integrales para reducir el riesgo de enfermedades crónicas fue sustancial. La microbiota puede desempeñar un papel causal en los efectos sobre la salud de los cereales integrales, según un estudio que combina estudios en humanos y análisis mecánicos en ratones.

Varias pautas dietéticas recomiendan que los alimentos con proteínas asociadas a plantas se consuman con frecuencia debido a sus beneficios para la salud humana y ambiental. Un creciente cuerpo de evidencia sugiere que el microbioma intestinal juega un papel en los beneficios para la salud de las legumbres.

Además, la evidencia de la investigación observacional y de intervención sugiere que comer pescado graso, una fuente dietética de ácidos grasos omega 3, es  beneficioso para la salud del corazón y la flora intestinal puede mediar estas ventajas para la salud.

Te puede interesar: La importancia de la fibra dietética dentro de la salud intestinal



Autor

Guillermina García

Periodista especializada. Más de 10 años de experiencia en sectores como logística, negocios, industria plástica, tecnologías de la información, industria de alimentos y packaging.


Relacionado

Te podría interesar