Señalan cómo encontrar el alimento ideal

 |   Histórico
historico
Histórico
0000090887


De acuerdo con especialistas de la AMC, para comer saludablemente se deben ofrecer alimentos agradables al paladar.
Para el doctor Cuauhtémoc Reyes Moreno, nivel III del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) y miembro de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC), el alimento ideal es aquel que proporciona los nutrimientos necesarios para el crecimiento, desarrollo o mantenimiento, el que contiene compuestos bioactivos, como fenólicos, ácidos ferúlicos, que son producidos con pocos volúmenes de agua y sin dañar el medio ambiente, que son presentados en envases reciclables y son producidos en función del consumidor, y añade un último elemento: “deben tener el sabor de la abuela, el sabor de casa”.

“Debe haber una conjunción. Los seres humanos consumimos por placer y no porque los alimentos tengan fitoquímicos, vitaminas, minerales; quien te quiera hacer comer saludablemente, debe ofrecerte alimentos agradables al paladar. Es lo que te va a orillar a consumirlo”, enfatizó.

Reyes Moreno encabeza un grupo de investigadores y científicos que ha ganado múltiples premios en tecnología de alimentos. Entre los premios obtenidos, se encuentra el Premio Bimbo Panamericano en Nutrición, Ciencia y Tecnología de Alimentos; también el Premio Coca-Cola, en el área de Ciencia y Tecnología de Bebidas, en 2013. Este último con tres bebidas de amaranto, y en 2014, con una bebida a base de frijol negro y maíz azul fermentados.

La línea de investigación del grupo de científicos de la Facultad de Ciencias Químico Biológicas (FCQB) de la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS) es Bioprocesos y alimentos funcionales. En su área, que tiene que ver con ciencia y tecnología de alimentos, la primera decisión importante a tomar es la materia prima con que se trabajará.

“De pronto eliges materias primas exitosas, pero que a nadie le importan, estas tienen que tener un impacto para la sociedad. Por influencia del Cinvestav, estudiamos alimentos de origen americano que tengan como característica haber sido un alimento significativo en los tres imperios más importantes de la América precolombina: maya, azteca e inca: maíz y frijol. Ahí está la mezcla cereal-leguminosa, porque se complementan”, explicó.

“Nosotros hemos elegido, añadió, alimentos como el amaranto y la quinua, al ser antidiabéticos y antihipertensivos si se preparan de manera adecuada. Preparamos tres bebidas a base de amaranto; en una germinamos el amaranto, luego lo secamos en el germinado, lo molturamos y lo convertimos en harina instantánea. Le llamamos harina instantánea, amaranto germinado. Los aztecas tostaban el amaranto y lo mezclaban con miel. Hicimos una segunda harina de amaranto tostado”.

Otro producto consistió en una harina de amaranto extruido, cuyo principal ingrediente fue el amaranto, aunque propone diversos métodos de preparación. “Las tres bebidas fueron a base de harina de amaranto germinado, harina de amaranto tostado y harina de amaranto extruido”, dijo.

Las propiedades nutracéuticas que descubrió el equipo que lidera Reyes Moreno es que son antioxidantes y antihipertensivas, por lo que proponen integrarlo a la vida diaria, “puedes evitar que aparezca el fenómeno de la hipertensión. Esas bebidas se parecen a las de cebada y horchata, solo que son de amaranto”, comentó.

Hasta el momento, la facultad cuenta con seis patentes, y tres años consecutivos con el Premio Nacional de Ciencia y Tecnología de Alimentos. Entre los trabajos, destaca el denominado Bebida funcional con valor nutricional y potenciales antihipertensivos y antidiabéticos, elaborada con frijol negro y maíz azul procesado, del grupo de investigadores encabezado por el doctor Cuauhtémoc Reyes Moreno y que es integrado por los doctores Jorge Milán Carrillo, Roberto Gutiérrez Dorado, Ángel Valdez Ortiz, Edith Oliva Cuevas Rodríguez y el maestro Jesús Jaime Rochín Medina.

El Premio Nacional de Ciencia y Tecnología de Alimentos es patrocinado por la empresa Industria Mexicana Coca-Cola y representa un impulso al desarrollo en investigación en el ramo alimentario en el país.

Fuente: Agencia Informativa Conacyt / www.conacytprensa.mx




Relacionado

Te podría interesar