Tecnología de impresión 3D

Tecnología de impresión 3D


Según el informe publicado en junio de 2015 por Global 3D Printers Market Forecast and Opportunities 2020, se estima que el mercado de impresión 3D crezca a una tasa anual compuesta de más del 31% hasta el 2020 en todo el mundo. Y dentro  de las industrias que buscan aprovechar las ventajas de la fabricación aditiva se encuentran las empresas de empaque.
Las fábricas de envases están comenzado a darse cuenta que hay maneras más eficientes y rentables para construir envases  y sus prototipos. La aplicación de la tecnología de impresión 3D puede acelerar el desarrollo de las primeras etapas de un empaque. Este proceso permite a las empresas diseñar diferentes propuestas y poder obtener un modelo físico de bajo costo y alta similitud como un producto manufacturado. La utilización de las impresoras 3D permite rápidamente reducir el costo y tiempo para lanzar un nuevo producto al mercado.
Usar equipos de impresión 3D para fabricar prototipos de empaque es más efectivo que usar un proceso estándar de inyección de plástico, termo formado o soplado. Con la impresión 3D uno puede transformar los diseños del CAD a un objeto tangible en un par de horas.
Este tipo de tecnología no sólo impacta a la industria o centros de diseño que desarrollan el empaque sino también impacta a la industria de manufactura de empaque, por ejemplo la impresión 3D puede crear brazos robóticos que se usan en el proceso de producción. Así mismo las piezas creadas por medio de impresión 3D suelen ser más ligeras que las desarrolladas de la manera tradicional, así mismo se puede seleccionar entre las muchas opciones de materiales. Esta tecnología permite fabricar objetos tan comunes como lentes, zapatos, juguetes y herramientas, hasta aquellos que requieren un proceso de manufactura más sofisticado, como maquetas arquitectónicas, prótesis médicas, autopartes de aviones y automóviles, es posible con la utilización de un programa de diseño para computadora y una impresora en 3D.
Con la tendencia ascendente  de fabricar productos mas personalizados, no es una sorpresa que la industria de la impresión 3D será de gran importancia, ya que esta tecnología permite al consumidor diseñar y fabrica sus propias creaciones. Los empaques en menor escala pueden ser fabricados con las especificaciones personalizadas que el cliente desee. 
La tendencia de personalizar el empaque de los productos es particularmente relevante para la industria de bebida o cosméticos, donde la capacidad de personalización puede marcar la diferencia en el mercado y en la preferencia de los consumidores.
La impresión 3D también puede ayudar a las empresas a crear empaques más sustentables. La contaminación por el desecho de empaques plásticos es un gran problema, pero con la tecnología 3D los desechos de estos empaques plásticos pueden ser procesados para generar consumibles para las impresoras. El poder observar a detalle un prototipo del empaque diseñado, permite poder optimizar la cantidad de plástico aplicado en el producto final y generar con esto empaques más esbeltos y con menor cantidad de material.
Aún que la industria de impresión 3D no ha invadido el mercado del consumo casero en su totalidad, la tecnología tan cambiante de este producto permite que una impresora 3D pueda ser adquirida tan fácilmente con una impresora convencional, abriendo con esto un nuevo reto para la industria ya que podría permitir al consumidor construir sus propios productos en casa. La impresión 3D es una tecnología que marcó un cambio en la industria que evoluciona con rapidez y que llegó para quedarse.


Autor

Redacción THE FOOD TECH

Equipo editorial de THE FOOD TECH conformado por periodistas especializados en la industria alimentaria, tecnología, procesos, empaques e ingredientes alimenticios.


Relacionado

Te podría interesar