Consumir achicoria equilibra la microbiota en niños

0000123846


Un nuevo estudio demuestra que el consumo diario de fibra de raíz de achicoria en niños de 3 a 6 años puede mantener el nivel de bifidobacterias más alto y más estable, incluso durante el tratamiento con antibióticos.
El estudio es una investigación profunda sobre el efecto del suplemento de fibra prebiótica de la raíz de achicoria en la composición de microbiota intestinal de niños de 3 a 6 años, incluidos los que están sometidos a un tratamiento con antibióticos; fue realizado por el profesor Tamàs Decsi, de la Universidad de Pécs y del Departamento de Pediatría del Centro Clínico de la Universidad de Pécs y la Escuela de Medicina en Hungría

Al respecto,  Anke Sentko, Vice President Regulatory Affairs and Nutrition Communication de BENEO, indica que los niños pequeños son particularmente susceptibles a las enfermedades infecciosas durante los meses de invierno, a menudo necesitan ser tratados con antibióticos, que se sabe que dañan significativamente la microbiota.

Utilizando una metodología de vanguardia y un ensayo aleatorizado, doble ciego, paralelo, controlado con placebo, el estudio examinó la suplementación de 6 g de fibra de raíz de achicoria (composición de Orafti® Inulin y Orafti® Oligofructose), usando maltodextrina como el control, entre 258 niños sanos de 3 a 6 años, durante un período de 24 semanas durante el invierno.

Los hallazgos mostraron que el consumo regular de fibra prebiótica de raíz de achicoria mantiene el nivel de bifidobacterias beneficiosas más alto y estable, reduciendo las alteraciones en la composición de la microbiota producidas por los antibióticos.

En general, los niños sometidos a tratamiento con antibióticos mostraron una reducción de la microbiota, incluidas las bifidobacterias. Sin embargo, aquellos niños que también recibieron suplementos prebióticos demostraron una presencia significativamente mayor de bifidobacterias en comparación con el control.

Los resultados se basan en una publicación que demostró una reducción significativa de episodios febriles y casos de sinusitis como resultado de la suplementación con fibra prebiótica de raíz de achicoria en niños pequeños, de edades comprendidas entre los 3 y los 6 años.

Los resultados publicados recientemente demuestran que la ingesta de fibra prebiótica de raíz de achicoria aumenta las bifidobacterias beneficiosas en niños de 3 a 6 años. Incluso bajo tratamiento antibiótico, su microbiota es más estable y equilibrada.

“Enriquecer la nutrición de un niño con fibra prebiótica de raíz de achicoria (inulina y oligofructosa) es una forma fácil y sabrosa de reforzar su defensa interna apoyando a sus bacterias beneficiosas”, agregó Sentko.

La inulina y la oligofructosa son los únicos prebióticos extraídos de plantas clínicamente probados. Existe una gran cantidad de investigaciones que respaldan el impacto beneficioso de las fibras prebiótica de raíz de achicoria de BENEO para promover bacterias beneficiosas en el intestino y crear un ambiente más favorable en el intestino grueso.

Estas fibras son los nutrientes preferidos por las bacterias intestinales beneficiosas y fomentan su  desarrollo y crecimiento, de las bacterias beneficiosas, en la composición de la microbiota.

Fuente: BENEO-Institute



Autor

Redacción THE FOOD TECH

Equipo editorial de THE FOOD TECH conformado por periodistas especializados en la industria alimentaria, tecnología, procesos, empaques e ingredientes alimenticios.


Relacionado

Te podría interesar