Compra de carne podría verse beneficiada por los nuevos drivers de salud

La compra de la carne sufrió un impulso con la pandemia de Covid-19 ya que los consumidores la consideraron dentro de sus insumos saludables.

 |   junio 20, 2022
Compra-de-carne


Con el inicio de la pandemia y los constantes cambios en los hábitos de compra de los consumidores, las empresas se vieron con la obligación de monitorizar constantemente su comportamiento semana a semana. Y es que con el crecimiento del comercio electrónico y la sostenibilidad, la compra de carne se vio impulsada principalmente por temas de salud.

Es evidente que la dieta de la población está cambiando, y que cada vez hay más alternativas proteicas a la carne, pero los productos cárnicos siguen siendo un elemento al que la mayoría no quiere renunciar. De hecho, el 56% de los consumidores afirma que no se plantea substituir la carne por opciones como hamburguesas de tofu o a base de vegetales”, comentó Marta Munné, Consultora Shopperview AECOC.

Los consumidores tienen nuevas exigencias. En la última oleada del barómetro el 51% de los consumidores ya priorizaba el aporte de proteínas como primer motivo, desbancando así a motivaciones más relacionadas con la indulgencia. De hecho, el 42% de los consumidores considera que la proteína cárnica es la más importante en su dieta, por un 22% que apunta a la vegetal y un 21% que cita el pescado, continuó Munné.

Te puede interesar: Planteneers desarrolla solución para reducir el consumo de carne y lácteos

ARTÍCULO DESTACADO:
Sensient Flavors & Extracts presenta su nuevo portafolio de sabores Naturome®
Leer artículo

La tendencia en las compras de carne

En los últimos tres años, el porcentaje de consumidores que afirma comer cualquier tipo de carne pasó del 72% al 65%. De hecho, el 26% explicó que compra productos cárnicos, pero solo de algunos tipos de animal, mientras que ya hay un 6% que sigue una dieta flexitariana y redujo significativamente su consumo de proteína animal, y un 7% de los hogares tienen al menos un miembro vegano o vegetariano.

Ante este nuevo escenario en el que muchos consumidores han reducido la presencia de la carne en su dieta hay un elemento que juega un papel central en el sector para retener al consumidor: la calidad. Los datos muestran que uno de cada cuatro consumidores come menos carne fresca que hace unos años, pero casi la mitad ha aumentado el consumo de productos más premium. Menos volumen, pero más calidad”, explicó Marta Munné.

La consultora de Shopperview AECOC, indicó que la sostenibilidad es otro atributo muy valorado por los consumidores. ¿Pero que entienden los compradores por sostenibilidad cuando se refieren a los productos cárnicos? Obviamente, a un modelo de producción respetuoso con el medioambiente, pero también al bienestar animal.

Te puede interesar: Confianza: el ingrediente en el consumo de carne de vaca



Autor

Redacción THE FOOD TECH

Equipo editorial de THE FOOD TECH conformado por periodistas especializados en la industria alimentaria, tecnología, procesos, empaques e ingredientes alimenticios.


Relacionado

Te podría interesar