Destilación de bebidas alcohólicas, un proceso vigente

La destilación es un método para la purificación y separación de líquidos que se consigue calentando un líquido hasta el punto de vaporización.

 |   abril 15, 2022
destilacion-laboratorio


El proceso de destilación de bebidas alcohólicas es una técnica milenaria que se realiza a través de un alambique. Estas bebidas se destilan una o varias veces, y se puede añadir ingredientes que transforman el sabor del alcohol conseguido.

El resultado es siempre un líquido con una alta graduación alcohólica. También es habitual envejecer el destilado en barricas para conseguir aún más sabor. Las principales bebidas destiladas son:

  • Whisky
  • Vodka
  • Tequila
  • Ron
  • Ginebra
  • Pisco
  • Orujo
  • Brandy
  • Coñac

Te puede interesar: La industria 4.0 y la transformación digital del sector tequilero

destilaación-proceso

En el Webinar: Destilación de bebidas alcohólicas, encabezado por el especialista Gerardo Magallanes y organizado por Equipar, destacó que este proceso tradicional requiere procesos muy largos. “Pues para hacer una destilación de 200 mililitros me voy a llevar aproximadamente una hora. Y el tiempo es crucial para las empresas, porque el tiempo es dinero”, señala Magallanes.

Para la destilación de alcoholes se debe seguir una serie de pasos. El especialista explica que se tiene que hacer una “preparación de la muestra, posteriormente hacer una destilación y aquí es donde hay un cambio porque no se hará con el método tradicional, sino que se hará la destilación por arrastre de vapor. Y después se hace una preparación ante de hacer una medición”, indica.

ARTÍCULO DESTACADO:
Bebidas azules: una alternativa natural y colorida para crear propuestas llamativas
Leer artículo

Los procesos de destilación se modernizan

Actualmente, los procesos de destilación de bebidas alcohólicas se abrazan a las nuevas tecnologías. En ese sentido el mercado ofrece diferentes equipos y nuevas líneas de productos para este proceso por inyección de vapor con innovadoras características modulares que ofrecen la máxima flexibilidad para la determinación de analitos.

Existen instrumentos que se han optimizado para las aplicaciones Kjeldahl destinadas a la determinación de nitrógeno y proteínas y ofrecen la máxima precisión a la vez que ahorran tiempo y recursos. Mientras que otros están diseñados para cubrir una amplia gama de analitos volátiles del vapor y ofrecen el máximo nivel de flexibilidad y comodidad.

Te puede interesar: El uso de la fermentación podría ser la clave para obtener proteínas alternativas

Lo último en Tecnología de alimentos e ingredientes y aditivos



Autor

Guillermina García

Periodista especializada. Más de 10 años de experiencia en sectores como logística, negocios, industria plástica, tecnologías de la información, industria de alimentos y packaging.


Relacionado

Te podría interesar