Estas podrían ser algunas de las mejores prácticas agrícolas para proteger el agua

Proteger los recursos hídricos es parte de las buenas prácticas agrícolas con la que se pretende ahorras recursos naturales.

 |   mayo 6, 2022
prácticas-agrícolas


Para poder crear una agricultura moderna y mucho más eficiente, será necesario entender cuáles son las necesidades de cada cultivo y poder entender cuáles son los factores limitantes, es decir, que no permitan maximizar la producción y utilizar en la mejor manera prácticas agrícolas que resguarden los recursos hídricos.

Asimismo, cuando se utilice la tecnología para este fin, se tendrá que limitar el objetivo e identificar los campos en donde se tendrá mayor impacto en la utilización de dicha tecnología y así poder maximizar la producción desde el punto de vista económico.

Por otro lado, los recursos hídricos se encuentran bajo una fuerte presión debido a causas como el crecimiento demográfico mundial, el cambio climático y la competencia por estos recursos entre los diversos ámbitos: agricultura, población, energía, industria, turismo y medioambiente.

Te puede interesar: Proteger a las abejas impulsa mejores prácticas agrícolas

Buenas Prácticas Agrícolas para proteger el agua

Debido a que la agricultura hoy en día utiliza alrededor de 70% del agua dulce disponible a nivel mundial, significa que esta reducción va a tener un impacto directo sobre la agricultura. En el caso del aguacate, el manejo del agua tenga una importancia fundamental debido también a los efectos que se sucede por un mal manejo de agua de un año con respecto a la temporada siguiente.

prácticas-agrícolas

Para poder crear una agricultura moderna y mucho más eficiente, será necesario entender cuáles son las necesidades de cada cultivo

Expertos en el sector explicaron que al seguir estas 9 Buenas Prácticas Agrícolas ayudamos a proteger el agua y garantizar la sostenibilidad del trabajo:

  • Lo primero es conocer y cumplir la legislación local relacionada con la protección de las fuentes de agua.
  • Es importante conocer la capacidad de retención de agua en el suelo, verificar los niveles de humedad y evitar aplicaciones de los agroquímicos en suelos arenosos o de grano grueso, ya que estos son propensos a filtrarse a través del suelo y contaminar el agua subterránea.
  • Determinar la necesidad de agua del cultivo, tener en cuenta las variedades de cultivo que son tolerantes a sequía o si estamos haciendo la siembra de cultivos en secano.
  • Saber los niveles de precipitación de la zona en donde produce. Evaluar los pronósticos meteorológicos antes de realizar una aplicación con fitosanitarios o plaguicidas, para evitar que una posible lluvia lave el producto aplicado.
  • Un sistema de riego implementar un registro y aplicar el riego por goteo en horarios recomendados en su cultivo (en campo o invernadero), para utilizar eficientemente sólo el agua que necesita.
  • Se deberá utilizar un mapa de Curvas de Nivel para orientar los surcos y evitar la erosión hídrica del suelo, diseñar surcos en el cultivo, especialmente si el terreno tiene pendiente y diseñar un sistema de drenaje superficial o subterráneo para evitar la escorrentía y la erosión hídrica.
  • Usar camas biológicas para evitar la contaminación de aguas subterráneas. De ser necesario, realizar tratamiento de aguas residuales.
  • Se deben mantener zonas de vegetación nativa cerca de las fuentes de agua. Utiliza una cobertura del suelo en su cultivo para mantener su humedad y disminuir el salpique de patógenos desde suelo (disminuyendo la proliferación de enfermedades) y cultivos de cobertura secundarios entre su cultivo primario.
  • Evitar que la nube de aspersión de los agroquímicos llegue a las corrientes de agua. Los envases o sobrantes de productos agroquímicos no deben estar cerca de corrientes de agua. Así mismo lavar la ropa de trabajo lejos de las fuentes de agua.

Te puede interesar: PepsiCo implementará prácticas agrícolas regenerativas



Autor

Redacción THE FOOD TECH

Equipo editorial de THE FOOD TECH conformado por periodistas especializados en la industria alimentaria, tecnología, procesos, empaques e ingredientes alimenticios.


Relacionado

Te podría interesar