Termoconformado de envases, nueva manera de reducir la contaminación por plásticos

La problemática ambiental que representa el plástico ha orillado a desarrollar nuevos métodos para producirlo como el termoconformado.

 |   octubre 13, 2021
termoconformado


El termoconformado de envases plásticos avanza constantemente con el desarrollo de nuevas tecnologías y sistemas de producción que permiten la fabricación de nuevos envases con todo tipo de formas y tamaños capaces de dar respuesta a las nuevas demandas de las industrias manufactureras.

El termoconformado de plástico se ha vuelto una actividad esencial en los últimos tiempos debido a la contaminación producida por plásticos. Este problema a nivel global ha llevado a la industria a preocuparse e innovar en técnicas de reciclaje y moldeo. Debido a esta problemática, es el momento de buscar soluciones para saber qué hacer con él.

Todas estas razones han llevado a la industria a reciclar materiales para disminuir el impacto ecológico negativo. Resulta más beneficioso que contribuya a este tipo de trabajo que a la creación de objetos nuevos con nuevos materiales. Esto lleva a que cada vez más industrias apoyen este trabajo.

¿En qué consiste el termoconformado de envases?

Este proceso consiste en calentar una lámina de un termoplástico como el PET o PVC con un radiador para que sea fácil de moldear y se vuelva mucho más plástica. Después, se pone la lámina sobre un molde, que puede ser de aluminio, madera u otros materiales, impregnándola y creando una burbuja (es decir, una lámina termoconformada).

Una vez moldeada, se troquela o corta la lámina termoconformada para separarla en envases individuales. Todo este proceso se realiza en una máquina termoconformadora, este proceso hace que el material con el que se está trabajando se vuelva mucho más maleable.

Actualmente Existen dos métodos principales de termoconformado: por vacío y por presión.

  • Termoconformado por vacío: utiliza calor y presión (creada por vacío) para moldear las láminas de plástico en un producto final. Una vez que la lámina entra en la zona del molde, se utiliza una especie de aspiradora que crea vacío, haciendo así que haya gran presión y se pueda moldear.
  • Termoconformado por presión: es bastante parecido a la técnica por vacío. La diferencia es que un pistón ayuda a generar presión extra con la que se pueden generar envases con características que necesitan mucha más precisión y de una forma más rápida.

Tipos de envases con este proceso

Dentro de la máquina termoconformadora, el último proceso de la cadena es separar el molde del resultado final. Para eso, se puede troquelar o cortar la lámina. El resultado puede ser diverso. Los principales envases termoconformados del mercado son:

  • Blísters o dosificadores con su forma en diferentes tamaños.
  • Bandejas para diferentes usos o para la construcción de industrias específicas.
  • Expositores de publicidad o de servicios variados.
  • Cunas o bandejitas con formas específicas para aportar posibilidades de protección para productos que necesitan medidas específicas y protección extra de los líquidos, como en el sector de laboratorio o farmacia.
  • Alvéolos o moldes para el uso en sectores concretos, como la alimentación.
  • Cajas de plástico o contenedores plásticos de cualquier tipo para almacenar objetos, herramientas o alimentos.
  • Estuches de cualquier tipo, para guardar, almacenar, cerrar o proteger objetos o incluso para promocionar empresas.

Te puede interesar: Dow presenta el primer empaque de polietileno termoformado monomaterial



Autor

Redacción THE FOOD TECH

Equipo editorial de THE FOOD TECH conformado por periodistas especializados en la industria alimentaria, tecnología, procesos, empaques e ingredientes alimenticios.


Relacionado

Te podría interesar