Alimentos funcionales y fortificados que defienden la salud de la población

Las estrategias de mejora del perfil nutricional en los productos y el hecho de que cada vez más consumidores exigen mayores beneficios de sostenibilidad, aumentan el interés por los alimentos funcionales y fortificados, un campo propicio para la innovación y la generación de nuevas soluciones alimentarias para el sector de panificación.

 |   diciembre 22, 2021
alimentos-funcionales


Las nuevas tendencias en el desarrollo de alimentos funcionales y fortificados para la industria alimentaria se han visto fuertemente influenciadas por los cambios en el estilo de vida de los consumidores y sus exigencias muy particulares.

Rafael Contador, Director de Desarrollo de Negocios de Corbion, señala que la pandemia por Covid-19 ha impactado al mercado de alimentos y bebidas en tres aspectos importantes:

  • Aumento en la demanda de productos o alimentos funcionales con algún beneficio para la salud, principalmente el de la inmunidad.
  • Cuando se habla de productos funcionales, las mezclas de vitaminas y minerales adquieren un papel relevante, pues hubo un incremento importante en la búsqueda de este tipo de productos para fortalecer al sistema inmune.
  • La inclinación hacia productos más sanos, naturales y transparentes, por lo que el concepto de etiqueta limpia ya no es una tendencia, sino una realidad. México, Brasil y Colombia están avanzando en este sentido.

De acuerdo con el informe de Market Reports World, se estima que el tamaño del mercado global de alimentos y bebidas funcionales crecerá en CAGR de 9% con 276.68 billones de dólares durante el periodo 2021-2024.

Por su parte, el reporte “Strategic Themes in Food and Nutrition” de Euromonitor International, identifica siete temas estratégicos para la industria alimentaria. Entre ellos destaca que las personas demandan cada vez más funcionalidad de sus alimentos, donde los claims funcionales son un foco de atención.

“Corbion enfoca sus recursos y capacidades en abordar las megatendencias globales de crecimiento de la población, seguridad alimentaria, cambio climático y escasez de recursos mientras que también responde a las necesidades y preferencias de los consumidores”, dice Contador.

Funcionalidad y sostenibilidad: dos aspectos que impactan a la industria de alimentos  

Los consumidores valoran cada vez más la funcionalidad de sus alimentos. Varias tendencias emergentes en esta área están ganando relevancia a nivel global, entre ellos:

  • Mayor preocupación del cuidado del medio ambiente.
  • Información clara de los productos.
  • Soluciones naturales.

Datos de Euromonitor International, en América Latina durante el 2019:

  • Los alimentos envasados fortificados/funcionales alcanzaron ventas por 19.8 millones de dólares, con un aumento del 27% entre el 2014-2019.
  • En México, el comportamiento de estos productos ha sido similar, pues este mercado alcanzó ventas por 6.7 millones de dólares logrando un aumento del 5.4% en comparación al 2018.

Los consumidores están en busca de soluciones que les brinden beneficios para la salud más allá de la nutrición básica, lo cual abre oportunidades para los fabricantes de alimentos funcionales, pero que también den respuesta a las demandas del consumidor en términos de calidad y producción sostenible.

Hoy las expectativas de los consumidores alrededor de la sostenibilidad son más altas que nunca, impulsando a las empresas a priorizar la eco-eficiencia y hacer que sus cadenas de suministro sean más transparentes.

“En ese sentido, al inicio de la pandemia en marzo de 2020 Corbion marcó un nuevo propósito para que todos sus ingredientes y soluciones se alineen a la filosofía: “preservar lo que importa”, es decir, la preservación o conservación en sus diferentes formas: los alimentos y su producción, salud y planeta”, destaca Contador.

alimentos-funcionales-segmentos

La estrategia Advance 2025 de Corbion, está alineada con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas, específicamente con el ODS 2 sobre el hambre cero, el ODS 3 sobre buena salud y bienestar, y el ODS 12 sobre el consumo y producción responsable.

Soluciones funcionales para el sector de panificación

El desarrollo de sistemas funcionales impacta a todo el sector alimentos. El de panificación es una de ellos, la cual ha estado enfocada en fortificar sus productos con ingredientes de valores nutricionales y funcionales, teniendo como objetivo:

  • Una liberación de energía de larga duración.
  • Reducir el índice glicémico.
  • Proporcionar un producto balanceado para el control de peso del consumidor.

Se trata de una industria que según la Asociación Nacional de Proveedores Profesionales de la Industria del Pan Repostería y Similares (ANPROPAN):

  • El consumo per cápita de pan en México es de 32.5 kg al año, del cual entre el 70% y 75% corresponde al pan blanco.
  • El restante 30% o 25%, a pan dulce, galletas y pasteles.

Por otro lado, datos de la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), muestra que el consumo de pan y tortilla creció en 0.3% en 2020.

“Gran parte de las soluciones funcionales de Corbion destinadas a la industria de la panadería se basan en enzimas, extractos de plantas y otros componentes naturales para potenciar la frescura y alargar la vida útil del pan sin utilizar aditivos químicos tradicionales”, señala Contador.

“Como parte de su estrategia Advance 2025, la compañía se ha centrado en trabajar soluciones a base de fermentados de azúcar y especialmente vinagres para reemplazar al propionato de calcio y favorecer así la conservación natural en panificación”, añade.

En el segmento de panadería, sus soluciones permiten:

  • Reducir la cantidad de ingredientes (como el azúcar) para mejorar la textura, el sabor y la consistencia.
  • Etiquetas limpias que mejoran la calidad de los productos.
  • Aumentar la seguridad alimentaria aprovechando las funcionalidades del ácido láctico.

Te puede interesar: Alimentos funcionales: su importancia dentro de la industria alimentaria

Soluciones alimentarias sostenibles: cárnicos y alimentos salados

El movimiento de consumidores que favorece el desarrollo de productos elaborados con ingredientes más naturales y familiares, así como un mayor enfoque en los aspectos de sostenibilidad, han persistido a través de la pandemia por Covid-19.

En consecuencia, las soluciones de Corbion comprende tres segmentos: conservación, sistemas funcionales e ingredientes únicos:

  • En preservación, su oferta de conservación natural va más allá de la industria cárnica, también incluye a los segmentos de panadería y alimentos salados.
  • Fermentos de origen natural basados ​​en verduras y frutas permiten oportunidades interesantes para ofrecer valor en una gama amplia de aplicaciones.
  • En sistemas funcionales se centra en brindar soluciones más naturales (como inhibidores de moho naturales y potenciadores de textura y estabilidad) en alimentos salados y lácteos.
  • Dentro del segmento cárnico, su reto es continuar colaborando con los productores para desarrollar mejores alternativas de carne de origen vegetal, que presentan desafíos de seguridad y frescura similares a los productos cárnicos tradicionales.
  • En general, ampliar su portafolio para ofrecer soluciones adicionales para aderezos, salsas y alimentos refrigerados.

Los principales cambios en los patrones de compra de los consumidores son:

  • Abastecimiento
  • Menos visitas minoristas
  • Más compras en línea
  • Entregas de alimentos en la puerta

Como respuesta, Corbion busca coadyuvar con estos desafíos que enfrentan los fabricantes que trabajan para garantizar que sus productos sigan siendo seguros y frescos. En este sentido, sus soluciones:

  • Ayudan a suministrar alimentos deliciosos que se mantengan frescos por más tiempo utilizando ingredientes que agradan a los consumidores.
  • Mayor eficiencia de costos asociada con reducir el desperdicio de alimentos en la etapa de cosecha.
  • Ayudan a mejorar la seguridad alimentaria al proporcionar un obstáculo antimicrobiano en las primeras etapas de la cadena de valor.
  • Permiten reducir la dependencia de productos sintéticos.

La fortificación para crear mejores productos funcionales

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) define a la fortificación o enriquecimiento de alimentos como la adición de uno o más nutrientes esenciales a un alimento con el propósito de prevenir o corregir una deficiencia demostrada de uno o más nutrientes en la población o en grupos específicos.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL) en el año 2020, 22.5% de la población nacional se encontraba en condición de vulnerabilidad por carencia de acceso a la alimentación nutritiva y de calidad.

La FAO indica que se deben considerar ciertos principios al momento de desarrollar alimentos fortificados a nivel de programas nutricionales de gobierno:

  • La carencia comprobada del micronutriente en la población.
  • Amplio consumo del alimento por fortificar entre la población expuesta a riesgo.
  • Conveniencia del alimento.
  • Factibilidad técnica para su elaboración.
  • Accesibilidad en precio y de manera sostenible.
  • Legislación.

Los principales productos en el mundo en ser fortificados son el pan, leche, yogur, pasta y comida infantil. Una de las maneras más comunes y eficaces para combatir el hambre oculta es por medio de la fortificación de alimentos, principalmente con el desarrollo de premezclas de vitaminas y minerales.

En este sentido, Corbion adapta sus soluciones a las necesidades de los clientes mediante una cuidada selección de ingredientes compatibles y biodisponibles para modificar mínimamente las propiedades organolépticas.

alimentos-funcionales-estudios

El principal objetivo en el desarrollo de alimentos funcionales y fortificados es identificar las interacciones benéficas entre un ingrediente concreto y una o más funciones del organismo y, además, obtener evidencias sobre los mecanismos implicados en la interacción.

6 tendencias de consumo para el mercado de alimentos funcionales

“La discusión durante la pandemia se ha centrado en cómo serán los hábitos de consumo y el nuevo normal. Conocer este comportamiento y las tendencias ayudan a tomar decisiones estratégicas”, señala Contador.

Según el informe de NutriConnection, las tendencias que destacan dentro del campo del mercado de alimentos funcionales son:

  1. La migración de un pan industrial a un pan artesanal, por ejemplo.
  2. Reinvención de los alimentos funcionales: Han sido una tendencia desde hace algunos años, pero se reinventan en la medida en que evoluciona la investigación científica y, como resultado, las industrias pueden incorporarlos a sus productos para ofrecer beneficios a la salud.
  3. La preocupación por la salud entre los consumidores, es uno de los mayores impulsores de los alimentos funcionales en el mercado. Por lo tanto, el valor añadido tiene una importancia decisiva en la compra de alimentos y bebidas.
  4. Algunas empresas avanzan hacia la promoción de acciones sostenibles que no sólo ayuden a mejorar el medio ambiente, sino que reflejen los nuevos propósitos de los consumidores.
  5. Cocina casera: Una práctica que se hizo aún más fuerte después de la cuarentena impuesta por la pandemia. El consumidor terminó acercándose a la cocina por diversas razones: más tiempo en casa, ausencia de ayuda de los servicios domésticos, reducción de ingresos, cierre temporal de restaurantes e incluso por ocio y momentos de distracción. Los criterios más importantes para elegir una buena receta fueron: sabor, conveniencia y facilidad, pero la salud y la familiaridad con los ingredientes fueron primordiales a la hora de elegir cocinar.
  6. El deseo de los consumidores por algo diferente impulsa la innovación de ingredientes que brinden experiencias multisensoriales de sabor, a menudo respaldadas por un storytelling.

Este contenido fue realizado en colaboración con Corbion.

Autor

Griselda Vega

Periodista con más de 15 años de experiencia en la elaboración y edición de contenidos, investigación y desarrollo de segmentos editoriales. Especialista en fuentes de salud, nutrición, negocios, packaging, industria de alimentos y bebidas.


Relacionado

Te podría interesar