Esta es la máquina llenadora de tubo largo de KHS

 |   diciembre 28, 2020
maquinaria-para-envasado-y-procesamiento
Maquinaria para envasado y procesamiento
Máquina-llenadora-Innofill-Glass Plattform


La máquina llenadora de tubo largo es utilizada particularmente en áreas sensibles como el envasado de cerveza o para el envasado en caliente de bebidas como los jugos. En ellos se procesa principalmente vidrio, pero también botellas PET y envases moldeados con capacidad de hasta tres litros.

Al respecto, Manfred Härtel, Gerente de Producto de Envasado de KHS, señala que las ventajas del principio de tubo largo “permite altas capacidades de vertido y un tiempo de llenado corto, ya que apenas hay turbulencias debido al llenado de abajo arriba del recipiente”.

Lo anterior, asegura una baja absorción de oxígeno, importante por ejemplo para jugos de naranja, de lo contrario, estos perderán su apetitoso color amarillo y se volverán marrones a menos que se agreguen aditivos como la vitamina C.

A diferencia del llenado normal de jugos, en el que las fibras de la fruta se acumulan en la parte superior del envase y forman tapones, en el tubo de llenado largo se junta menos aire en las fibras, lo que evita la formación de tapones.

Máquina llenadora con tradición

La máquina llenadora de tubo largo de KHS tiene tradición, pues se construyeron en los años setenta y ochenta para embotellar cerveza en Bad Kreuznach. En aquel entonces ya existía un sistema de llenado controlado por computador, pero todavía estaba equipado con engranajes y reductores.

Hace ya tiempo que los accionamientos de estrella y los servoaccionamientos han ocupado su lugar. Las uniones en bloque de las estrellas y el carrusel ahora están interconectadas digitalmente y sincronizadas con servomotores. De esta manera se puede prescindir de la mesa de transferencia.

Estructura modular

Con su nuevo diseño, la nueva máquina se suma al concepto de plataforma modular de la Innofill Glass DRS ECO, presentado a finales de 2019. Los embotelladores se benefician de numerosas optimizaciones, por un lado, para el diseño modular de la máquina se ha unificado tanto la estructura básica como también los componentes.

Gracias a una mayor disponibilidad, las máquinas llenadoras se pueden entregar más rápido. El montaje y la puesta en marcha en el sitio del cliente están estandarizados y, por lo tanto, se pueden realizar en un período de tiempo breve.

Por otro lado, la nueva estructura también mejora significativamente la higiene: al eliminar la mesa de transferencia, ya no se forman charcos. La técnica de accionamiento sin mantenimiento también reduce el gasto de limpieza.

El sistema estándar de bloqueo rápido Quicklock de KHS permite reemplazar las piezas de las guías de botellas en unos pocos pasos sencillos y sin herramientas.

Comparado con el uso de piezas de formato convencionales, el cambio de calibre con Quicklock en la máquina llenadora se puede realizar 30% más rápido e incluso de manera más higiénica.

Te puede interesar: Introducen máquinas de ordeño hechas con copoliéster




Relacionado

Te podría interesar