X

¡Hola! Bienvenidos a nuestro sitio web THE FOOD TECH


Lo invitamos a que actualice su versión de Internet Explorer, ya que este sitio no es compatible con la versión 11 o anteriores.


Como alternativa le sugerimos utilizar cualquiera de las siguientes opciones para navegar el sitio:

AIMPLAS promueve la economía circular de los plásticos

 |   enero 13, 2021
insumos-para-empaque
Insumos para empaque
Aimplas-promueve-economia-circular


La Comisión Europea presentó el Pacto Verde Europeo con el objetivo de alcanzar la neutralidad climática en 2050. En el cual, la economía circular de los plásticos se plantea el de incorporar 10 millones de toneladas de plástico reciclado en Europa en 2025.

La economía circular se enfoca en utilizar la mayor parte de materiales biodegradables posibles en la fabricación de bienes de consumo. De esta manera, éstos podrán volver a la naturaleza sin causar daños medioambientales al agotar su vida útil.

Además, se pretende conseguir que todos los envases de plástico del mercado europeo sean reutilizables o reciclables en 2030 así como eliminar los residuos plásticos abandonados en la naturaleza.

Para adaptar toda la cadena de valor de los plásticos al modelo de la economía circular, AIMPLAS, Instituto Tecnológico del Plástico, realiza una serie de proyectos que impulsan:

  • Nuevos procesos de reciclado
  • Materiales sostenibles
  • Captura de CO2 para su uso en la producción de nuevos plásticos
economía-circular AIMPLAS

AIMPLAS promueve el modelo de economía circular a toda la cadena de valor de la industria del plástico.

Proyectos que impulsan la economía circular

Los proyectos que esta desarrollando AIMPLAS son:

  • Respect. Enfocado en el desarrollo de nuevos procesos de separación y valorización de residuos complejos que van desde la separación y la depolimerización hasta el reciclado químico con procesos como el craqueo térmico o el craqueo biológico. Todo ello para poder convertir de nuevo en materia prima unos residuos que por la complejidad de su composición no se estaban reciclando.
  • Esvanrec. Se centra en el reciclado de los plásticos biodegradables. Estos nuevos materiales representan una gran ventaja en determinadas aplicaciones, pero si se depositan incorrectamente pueden entorpecer el reciclado del resto de materiales.
  • Enzplast3. Investiga cómo la utilización de enzimas puede ser utilizada para favorecer y estimular la biodegradación de polímeros como una alternativa innovadora que favorece la desintegración y que permite eliminar recubrimientos y adhesivos de modo que el producto resultante se puede utilizar posteriormente para su reciclado mecánico en el caso de termoplásticos.
  • Agro-valor. Este proyecto desarrolla nuevos plásticos agrícolas más sostenibles. Concretamente, bioplásticos compostables que poseen propiedades barrera para proteger los cultivos en forma de film o acolchado y que son degradados junto al resto de materia orgánica.
  • CO2 2020. Este plan aborda la problemática de los residuos invisibles mediante la captura del CO2 industrial a través de membranas modificadas. Posteriormente se empleará en la obtención de moléculas que puedan utilizarse de nuevo para la fabricación de nuevos productos.

Te puede interesar: Impulsan la economía circular en la industria del reciclaje

El plástico y su contribución a la economía circular

Las características exclusivas de los plásticos les permiten desempeñar un papel importante en la ruta hacia un futuro más sostenible y más eficiente en recursos. Unos plásticos más ligeros, versátiles y duraderos pueden ayudar a ahorrar recursos esenciales como la energía y el agua en sectores estratégicos como el envasado.

Además, las aplicaciones de plástico en el envasado pueden ayudar a reducir el desperdicio de alimentos. Sin embargo, para mejorar la circularidad del plástico, es esencial asegurar la recuperación de cada vez más plásticos, para que no terminen en el vertedero o en el medio ambiente.

Al desarrollar una hoja de ruta para una economía circular, es importante garantizar que las decisiones sobre las soluciones adecuadas se basen en la sostenibilidad a lo largo de todo el ciclo de vida, y no considerar solo la eficiencia de recursos al final de la vida útil del producto. Los plásticos constituyen una aportación muy importante a una economía circular cuando se tiene en cuenta todo el ciclo de vida.

 




Relacionado

Te podría interesar