¿Cómo hacerle un traje a la medida al envase o empaque?

Con cada sistema de impresión se tienen ciertas limitaciones, pero también con la ejecución de cada tipo de empaque. Para poder crear estos trajes la claridad es fundamental.

 |   agosto 4, 2021
Master Talk Patricia Christensen


Patricia Christensen, Diseñadora Gráfica Publicitaria, Técnica en Envase y Empaque y Presidente del Comité de Capacitación de la Asociación Mexicana de Envases y Embalajes (AMEE), en esta Master Talks para The Food Tech, nos explica cómo crear trajes únicos y cómo el empaque e impresión van de la mano.

Actualmente, el desarrollo de una buena impresión brinda resultados positivos en el punto de venta o en el anaquel. Siempre se debe tener presente que un proceso de diseño se puede realizar adecuadamente, pero si la impresión no se hace correctamente, el empaque desluce y no cumplirá o tendrá el desempeño de transmitir, llevar un mensaje, contar una historia y conectar con el consumidor.

Por ello, es importante tener una diferenciación en el punto de venta, por lo tanto es preciso:

  • Tener premisas claves y claras que permitan desarrollar un buen diseño, y que desde el momento que se conciba sea ejecutable.
  • Entender que el empaque y la impresión van de la mano.

¿Cómo lograr diseños claros?

Cuando se entrega el brief del diseño a desarrollar, se debe contar con las especificaciones técnicas para poder desarrollar el empaque. Lo que se busca es que los diseños y esos trajes únicos que se van a crear se puedan imprimir.

Entre las especificaciones técnicas están:

  • Tipos de empaque
  • Qué material va a tener el empaque
  • Sistema de impresión
  • Cantidad de tintas
  • Saber quién será el impresor

Toda esa información se tiene que vaciar en el brief, ¿para qué? Para que cuando los creativos y el área de diseño comiencen a desarrollar estos trajes y ya tengan la mentalidad de que se va a poder ejecutar.

¿De qué manera? A través de tener claridad completa de:

  • Cómo está actualmente el portafolio de productos.
  • Qué tipo de envase o empaque va a llevar el producto (pues se puede tratar de una botella con una etiqueta, un envase flexible con una estampa, una bolsa o simplemente una cajita).

Al tener esa claridad y dimensión de cómo es el portafolio, se tendrá la estrategia y se podrá poder definir creativamente la arquitectura de marca para el empaque. También se trata de homologar en cuanto a los diferentes tipos de empaques y sistemas de impresión, pues lo que se busca es que al momento de que se ejecuten, sean congruentes y consistentes en el anaquel.

Es importante recalcar que con cada sistema de impresión se tienen ciertas limitaciones, pero también con la ejecución de cada tipo de empaque. Entonces, para poder crear estos trajes y que además sean ejecutables, la claridad es fundamental.

El reto está en la comunicación, homologación y centralización. La marca se debe cuidar y lograr que el consumidor la vea, que conecte, que compre y vuelva a comprar, que su experiencia sea realmente gratificante para lograr esa conexión.

Empaques con ejecución correcta para conectar con el consumidor

No hay que olvidar que se les debe dar al envase y al empaque el lugar que les corresponde, por medio de un plan de mercadotecnia que a partir de lo que se defina como traje, grafismo, paleta de color, etcétera, partirá todo.

El color es otro elemento que va de la mano con la parte de ejecutar y el logro que se alcanza después de la impresión es la que ayudará a generar visibilidad en el anaquel. Finalmente, se va a crear identidad, al contar con una propia gama de color que será única para la marca.

Y si la marca se está desenvolviendo dentro de una categoría la cual ya está definida y preestablecida, ¿qué hacer cómo estrategia? Un aspecto es importante:

Establecer una paleta de color por categoría, por marca y la que va a codificar a los productos.

Con este trabajo estratégico, de diferenciación y de creatividad, se podrá lograr que el empaque se convierta realmente en relevante, que el consumidor lo vea en todo su viaje como usuario dentro del retail.

Todo lo que se pueda realizar para apoyar y generar empaques que tengan una ejecución correcta, se van a desenvolver mejor en el punto de venta. Por ello, es importante tener claridad en estas premisas.

Con el consumidor nos conectamos a través de los sentidos y cualquier textura, acabado o una paleta de color que defina, ayudarán a crear identidad y permitirán que el consumidor identifique y vea el producto.

Te puede interesar: 5 indicadores para medir los puntos débiles de un envase




Relacionado


Te podría interesar